Samsung Galaxy S9+, review con vídeo: el difícil reto de mejorar un buque insignia sin casi puntos débiles

Samsung Galaxy S9+, review con vídeo: el difícil reto de mejorar un buque insignia sin casi puntos débiles

Publicidad

Samsung nos presentó sus nuevos Galaxy S9 y Galaxy S9+ en el Mobile World Congress de Barcelona. Al contrario que otros años, múltiples fabricantes decidieron no presentar sus buques insignia en el evento por lo que el terminal del fabricante surcoreano ha acabado llevándose casi toda la atención. Ya hemos podido analizar el Galaxy S9 en Xataka y aquí os traemos todas las conclusiones.

Estamos ante un dispositivo que reúne las mejores características del Galaxy S8 y se ha actualizado para mejorar ligeramente componentes como la pantalla o el procesador, incorporar una cámara doble totalmente remodelada y añadir funciones curiosas como los AR Emoji. Un Samsung Galaxy S9+ que muchos consideran una evolución más que una revolución, pero sigue siendo uno de los smartphones Android más completos y sin puntos débiles que hay en el mercado.

Samsung Galaxy S9+, análisis en vídeo

Ficha técnica del Samsung Galaxy S9+

Samsung Galaxy S9+
Pantalla 6,2 pulgadas Super AMOLED QHD+
(1.440 x 2.960 píxeles (529 ppp) 18,5:9
Procesador Samsung Exynos 9810, 10 nm, 64 bits
8 núcleos (4 x 2,8 GHz Mongoose M3 + 4 x 1,7 GHz Cortex-A55)
GPU Mali-G72 MP18
RAM 6 GB
Memoria 64/128/256 GB
+ microSD (hasta 400 GB)
Software Android 8.0 Oreo
Samsung Experience
Conectividad LTE, WiFi 802.11 a/b/g/n/ac (2,4/5 GHz), VHT80 Mu-MIMO, Bluetooth 5.0, ANT+, NFC, GPS
Batería 3.500 mAh
Cámara trasera Principal: 12 megapíxeles, AF Dual Pixel, OIS, apertura variable f/1.5-2.4, gran angular
Secundaria: 12 megapíxeles telefoto, f/2.4
Vídeo cámara súper lenta a 960fps con detección de movimiento
Cámara frontal 8 megapíxeles f/1.7, AF
Vídeo a 1440p/30fps
Seguridad Sensor de huellas, Intelligent Scan (lector de iris + reconocimiento facial), Samsung Knox 3.1
Puertos USB-C, minijack 3,5 mm
Otros Certificación de resistencia IP68, Bixby Vision, AR emojis, altavoces estéreo AKG, Dolby Atmos, soporta Samsung DeX
Precio 949 euros

Un diseño de lo más familiar

Galaxy S9 Diseno

A simple vista es muy difícil diferenciar el Samsung Galaxy S9+ del modelo anterior. Este año se han efectuado algunos cambios pero en general no tenemos ninguna característica estética nueva que nos proporcione ese efecto 'wow'. No es algo negativo, ya que el diseño de los Galaxy S sigue siendo excelente.

Samsung apuesta de nuevo por una pantalla infinita, con trasera de Gorilla Glass 5 y borde de aluminio. El chasis es bonito y bien acabado aunque la presencia de huellas es una constante. En el Galaxy S9+ se han efectuado cambios que únicamente teniendo el S8 al lado notaremos. El botón de encendido es ligeramente más grande, el flash sobresale ligeramente y el lector de huellas se encuentra en la parte inferior de la cámara, que ahora es doble.

Galaxy S9 Vs S8

El trabajo de compactación es enorme y aunque no estamos ante un terminal tremendamente ligero, sí se siente robusto y equilibrado. El Galaxy S9+ pesa 189 gramos, considerablemente más de los 173g que tenemos en el Galaxy S8+. Aún así se ha conseguido meter una pantalla de 6,2 pulgadas en un cuerpo donde no hace mucho únicamente cabían 5,2 pulgadas.

Si algo funciona no lo toques y de momento en Samsung han decidido apostar por esa filosofía. Un diseño que no podría llamarse icónico ya que todavía no tiene suficientes años pero suficiente maduro como para seguir siendo referencia.

Una pantalla Super AMOLED de cine

Pantalla

El Galaxy S9+ sigue en primera línea a nivel de pantallas. El análisis de Display Mate coloca el panel SuperAMOLED QHD+ como la mejor del mercado y nuestra experiencia no está muy alejada. El nivel de detalle, contraste y colores es sobresaliente y además desde el software podemos ajustar diversos parámetros para ajustarlo más a la experiencia que busquemos.

Adaptative display es el modo dinámico. Después tenemos otros modos como el Cine AMOLED, Foto AMOLED o el básico con calibración sRGB. Lo más práctico es tirar del primero. Por otro lado, también podemos configurar la resolución de la pantalla y reducirla a FullHD+ en caso que necesitemos más batería.

Galaxy S9 Pantalla

El tamaño de la pantalla ocupa el 84,2% del frontal, unos números superiores a la mayoría de sus rivales y sin necesidad de apostar por la muesca. El brillo alcanza máximos de 1.130 nits y los ángulos de visión son buenos, aunque ligeramente azulados cuando sobrepasamos los 35 o 40 grados. Algo muy habitual en los paneles AMOLED.

Además de un tamaño muy optimizado y una calidad continuamente satisfactoria encontramos dos tecnologías de Samsung que aportan un extra como son la pantalla Edge y Always on Display. Esta última muy en conjunción con los negros profundos que tenemos.

No hay juego que se resista

Potencia

El modelo analizado es el correspondiente al Exynos 9810 y va como una bala. No hay lag, ni calentamiento ni ningún síntoma de estrés. Es cierto que llevamos unas semanas con él pero el Galaxy S9+ es una bestia a nivel de potencia y en el uso diario se nota.

Aquí os dejamos la tabla de benchmarks correspondiente. En AnTuTu y Geekbench vemos que la evolución es clara incluso comparando con el Note 8 que únicamente tiene unos meses de vida. En otras pruebas como PCMark o 3DMark la diferencia numérica no es tan grande.

Prueba

Samsung Galaxy S9+
(Exynos 9810 (6GB))

Samsung Galaxy Note 8
(Exynos 8895 (6GB))

Xiaomi Mi MIX 2
(Snapdragon 835 (6GB))

Moto Z2 Force
(Snapdragon 835 (6GB))

Huawei P10 Plus
(Kirin 960 (6GB))

LG V30
(Snapdragon 835 (4GB))

AnTuTu

253.740

175.686

179.913

173.122

151.644

175.078

GeekBench (Single / Multi)

3.781 / 8.942

2.022 / 6.762

1.933 / 6.672

1.931 / 6.638

1.950 / 6.220

1.916 / 6.357

PCMark Work

5.076

5.151

6.734

6.141

5.931

7.224

3DMark (IceStorm Unlimited)

36.685

32.670

18.442

40.172

25.693

34.373

Samsung Experience sigue teniendo errores puntuales

Software S9

El Samsung Galaxy S9+ incorpora Android 8.0 Oreo junto a la capa propia Samsung Experience. La estética es muy similar a años anteriores. Se ha cambiado el tamaño de letra y la pantalla Edge es más amplia pero los colores y las líneas de diseño son las mismas.

Este año encontramos más aplicaciones propias de Samsung y alguna que otra como la suite de Microsoft. Afortunadamente podemos desinstalarlas si no nos interesan. La Samsung Experience tiene muchos añadidos que pueden resultarnos muy útiles en algún momento como por ejemplo la ventana flotante ajustable o la captura de pantalla extendida.

Galaxy S9 Edge

Mencionar aparte merece la pantalla Edge. Simplemente deslizando desde el lateral tenemos una serie de accesos directos, sean aplicaciones o contactos. Es práctico y bastante personalizable por lo que al final lo acabaremos utilizando.

Por su parte, el lector de Iris y el desbloqueo facial pese a que aciertan en la mayoría de ocasiones siguen siendo menos cómodos que el lector de huellas, al que siempre acabaremos recurriendo.

AR Emojis y Bixby

Una de las incorporaciones que más llamó la atención en el momento de la presentación fueron los AR Emoji. Pese a que no han imitado a su rival en la muesca de la pantalla, sí se han apuntado al carro de los emojis animados. Su resultado dista mucho del visto en Apple, pero por otro lado sí permiten enviarlos en cualquier aplicación y utilizarlos por ejemplo en redes sociales como Instagram, donde con el paso de los días estamos viendo a más usuarios utilizarlos.

Bixby

Otro añadido al software importante es Bixby. Un año después y sigue sin estar disponible en español. Samsung ha intentado mejorar su uso en base a la 'gamificación' y el reconocimiento de objetos pero sus acciones están bastante limitados y por debajo de alternativas como Google Assistant.

De nuevo encontramos un botón dedicado a Bixby y es una decisión que sigue sin tener mucho sentido. Una apuesta pensando en un futuro donde su asistente de voz tendrá una mejoría clara pero una promesa que los usuarios que se gastan tanto dinero en un móvil desean tener ya.

La batería se queda algo corta para usuarios intensivos

Galaxy S9 Bateria

Los números no lo son todo en autonomía y el Galaxy S9+ incorpora 3.500mAh. En un día de uso nos quedan unas 6:30 horas de pantalla, mientras que si el día ha sido verdaderamente intenso se nos reduce a las 4:30 horas. De media unas 12 horas y media de autonomía, lo que viene siendo una jornada de uso pero poco más.

A la hora de cargarlo contamos con USB Tipo C y carga rápida. En total una hora y 38 minutos para cargarlo completamente.

La cámara doble llega a la gama Galaxy S

Camara S9 Trasera

El Galaxy S9 estándar sigue teniendo una cámara única, pero el modelo Plus sí incorpora por primera vez en la gama Galaxy S una cámara doble trasera. El resultado directo que conseguimos es la profundidad de campo y ese efecto desenfoque tan popular. Pero más allá de eso el añadido de la segunda lente no mejorará nuestras fotografías diarias, que básicamente se centran en la principal.

Otra novedad, que sí vemos en los dos modelos del Galaxy S9, es la apertura variable: desde f/1.5 hasta f/2.4. Sobre la práctica debería mejorar nuestras fotos nocturnas por la luz obtenido pero al ser sensores tan pequeños las diferencias son mucho menores.

Galaxy S9 Camara Pro

La aplicación de cámara de Samsung es muy completa y disponemos de un modo Pro manual para elegir todos los parámetros, también la apertura deseada. La calidad de las imágenes que captura la cámara del Galaxy S9+ es muy alta, con luz abundante, colores realistas y nitidez. En interiores bien iluminados saca fotos sin ruido y colores sin saturar que se ajustan a lo que estamos fotografiando.

Android Camara S9

En disparos en primer plano se aprecia algo más de desenfoque con la apertura f/1.5, aunque hay que ampliar muchísimo para apreciarlo.

El modo manual nos permite configurar este parámetro a nuestro gusto. El modo automático elige por ejemplo f/2.4 y no f/1.5 para esta macro. La diferencia entre unas y otras varía mucho y el modo automático no siempre apuesta por la mejor opción.

Manual S9

El modo HDR en la práctica no supone una gran diferencia, ni siquiera cuando hay un cielo que salvar. Aquí compensa dejarlo en automático y que se active cuando el móvil lo considere.

Automatico

Respecto al Galaxy S8 la evolución no ha sido tan clara y es precisamente el modo de enfoque selectivo lo que nos aporta un plus fotográfico. Esta segunda cámara nos proporciona zoom óptico 2X aunque en la práctica tampoco hay un salto de calidad evidente respecto al zoom digital.

Retrato

¿Qué hay de la cámara frontal? Tenemos una cámara de ocho megapíxeles con apertura fija de f/1.7 que nos brinda fotografía estándar, modo HDR, selfie panorámico, modo desenfoque y los AR Emoji. También encontramos el clásico modo belleza, aunque el resultado es bastante artificial. Creemos que Samsung aquí tiene mucho recorrido por delante.

Frontal

Samsung se apunta a la cámara superlenta a 960fps

La mayoría de sensores fotográficos del mundo de los smartphones utiliza sensores Sony, sin embargo sus cámaras nunca lideraban este sector. Otro cantar es el hecho que fueron ellos quienes se apuntaron a la grabación de vídeo a cámara lenta de 960 fps. Con el Xperia XZ2, rival directo de este Galaxy S9+, también encontramos grabación de vídeo 4K HDR. Sorprende que Samsung no haya sido el primero en incorporar esta tecnología, aunque la implementación es buena.

La interfaz es intuitiva y la captura de cámara super lenta puede hacerse en automático o manual. Aunque en general necesitaremos de bastante luz para que salgan vídeos de calidad.

El Samsung Galaxy S9+ también graba vídeo 4K hasta 60 fps y el resultado es notablemente bueno, incluso de noche. El enfoque automático funciona de manera coherente, los colores son realistas e incluso la captura de sonido está a buen nivel.

Otro buque insignia que no se olvida del sonido

Sonido

Con el LG V30 tuvimos una grata experiencia a nivel de sonido y este Samsung Galaxy S9+ también está a un excelente nivel. Volumen, calidad y estéreo es lo que ofrece el buque insignia de Samsung. El volumen máximo registrado llega hasta los 117dB e incluso en ese punto el volumen se mantiene en un buen punto, sin carraspeos.

No tenemos ajustes por software que nos permiten configurarlo a nuestro gusto y quizás pese a que los elementos están ahí, falta una apuesta más decidida por este apartado. El Galaxy S9+ sigue incorporando unos auriculares AKG bastante buenos, los AKG que ya vimos en el S8+ y el Note 8.

El Galaxy S9+ es espectacular y sin puntos débiles aparentes... pero Samsung no debería acomodarse

Galaxy S9 Review

El Samsung Galaxy S9+ es un móvil top. El fabricante surcoreano sabe que no necesita cambiar la fórmula mágica para conseguir uno de los smartphones del año. El diseño, la pantalla, el rendimiento, la cámara... todos los apartados están a niveles difícil de igualar por la competencia.

Sin embargo estamos ante un dispositivo con un precio oficial de 949 euros y muchos usuarios buscan algo especial. Como concluye Anna Martí, la autora de la exhaustiva review original, el objetivo ahora es cautivar, seducir y sorprender. Y este Samsung Galaxy S9+ pese a que puede permitirse mirar por encima del hombro a muchos de sus rivales, debe seguir poniéndose las pilas en apartados como la batería, el software o incluso la cámara, donde el resto de móviles está mejorando a pasos agigantados.

En Xataka | Samsung Galaxy S9+, análisis: la doble cámara y la potencia añadida refuerzan lo que ya funcionaba muy bien

Temas
Publicidad

Te puede interesar

Publicidad
Inicio

Ver más artículos

Inicio